lunes, 23 de diciembre de 2013

¿QUÉ LLEGARÁ A SER ESTE NIÑO?

"¿Qué llegará a ser este niño?" se preguntaba la gente que vio nacer a Juan Bautista, y de seguro se lo pregunta cualquier padre cuando nace su hijo, incluso antes. Nos lo preguntamos los profesores ante nuestros alumnos. Se lo preguntaron nuestros profesores ante nosotros.

Hace algunos días, me encontré con un alumno -que llamaremos Javier- en el supermercado. Él, muy caballero como siempre, me saludó amablemente... A decir verdad en el Colegio no goza de muy buena fama. Los profesores lo consideran desordenado, poco respetuoso y a veces maleducado. Conmigo no ha tenido mayores problemas, pero he visto que sí lo tiene con otros colegas. En fin, ese día él estaba con su papá haciendo la fila para pagar, yo estaba en la caja de al lado. Por alguna razón la Administradora del supermercado cerró la caja en la que él estaba provocando, naturalmente, el descontento en el papá de mi alumno. Levantó la voz, reclamó diciendo que era una injusticia, que no podían pasarlos a llevar de esa manera, etc... Javier observaba todo esto en silencio, sin emitir palabra alguna. Creo que se sentía orgulloso de su padre, que clamaba por justicia.

Sin embargo ese orgullo se convirtió en vergüenza cuando su papá se "coló" dos puestos más adelante en la fila en la que yo estaba. Todos reclamamos, pero él hizo caso omiso de nuestros comentarios argumentando que él estaba en ese lugar desde antes (cuando todos vimos que no fue así).

¿Cómo se habrá sentido Javier? ¿Qué mensaje le estará transmitiendo su papá con eso? ¿Qué llegará a ser este niño cuando grande?

Los adultos somos referentes de los niños TODO EL TIEMPO y no nos damos cuenta. Esto se aplica a todo orden de cosas, lo afectivo, lo moral, lo sexual, lo espiritual, etc...

Creo que si Juan Bautista llegó a ser quién es, no fue solo porque Dios le tenía preparado un plan tan hermoso como el que vivió, sino porque sus padres también fueron referentes de amor y obedicencia a Dios como relata Lucas.

Preguntémonos "¿qué llegará a ser este niño?" (Lc 1, 66) cada vez que tengamos a un infante frente a nosotros, y que la respuesta sea siempre "lo que YO pueda llegar a ser".

2 comentarios:

  1. Feliz Navidad!!! Saludos desde Paraguay!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz Nacimiento para ti también, Magda, y para toda tu hermosa tierra paraguaya. Guardo hermosos recuerdos de ese lugar =)

      Eliminar